1 feb. 2012

Pienso que su propia cárcel se la construye uno mismo, es uno el que se limita a hacer lo que quiere o lo que sabe que le va a hacer bien, es uno quién se dice 'no' cuando todo indica que tenés el camino libre para hacerlo. Es uno quien se tira para atrás y opta por no avanzar. Se empieza por entenderlo para poder cambiarlo. Y es increíble la capacidad que tenemos para autodestruirnos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario